La tarjeta clonada…

¿Quién carajos clona una tarjeta de crédito para pagar para que le hagan la tarea? No sé, pero lo voy a averiguar.

IMG_20171108_164532.jpg

La tarjeta clonada.

Monografías.com Cuatrocientos noventa y nueve pesos”. Eso decía el estado de cuenta. Dos veces. Y, obviamente, algo no estaba bien.

Entré a la dichosa página. “El centro de tesis, documentos, publicaciones y recursos educativos más amplio de la Red”, anuncia.

Hice memoria. Quizá en una borrachera horrible me entró la necesidad de ponerme a hacer tarea o de investigar fichas bibliográficas para la maldita tesis, esa que es imposible de acabar.

La anterior era una posibilidad latente, hasta que me di cuenta de que no he tenido una borrachera “decente” – ni indecente, por cierto – en más de tres años. Tampoco tengo que llevar a cabo investigaciones para terminar una tesis porque no he empezado alguna (que yo sepa).

Volví a leer el estado de cuenta, buscando más información. El cargo se hizo un domingo a las nueve de la mañana, justo antes de abordar un uber que me llevó al desayuno familiar de ese día. No recuerdo haber hecho tarea en el trayecto.

Los del banco determinaron que la tarjeta está clonada. Estoy sin tarjeta y los cargos por documentos, publicaciones y  recursos educativos está “en aclaración”.

La verdadera duda que me asalta es la siguiente: ¿Quién carajos clona una tarjeta para pagar 998 pesos en una página en la que te hacen tareas?

Creo que utilizando un método de análisis deductivo puedo realizar un perfil del criminal. Veamos.

  • Menor de 25 años.
  • Tiene acceso a una computadora.
  • Es muy probable que esté conectado a mi cuenta de internet inalámbrico – que aún protegida, obviamente no es segura. Por lo que debe encontrarse en un radio no mayor a 20 metros de mi ruteador.
  • El ataque fue ocasional. De oportunidad. Es probable que haya aprovechado mi conexión con uber para obtener el acceso a mi tarjeta. En fin de semana. A las nueve de la mañana.
  • No puedo estar seguro sobre el género del autor de la estafa: Yo pensaría que un hombre no clona tarjetas para hacer tareas, probablemente lo haría para crear y accesar a una cuenta de pornografía. Una mujer gastaría más si tuviera acceso a la tarjeta pero las compras en línea serían de otro tipo y no deberían incluir entrega a domicilio ya que se entregarían a la dirección vinculada con mi tarjeta. Pero apostar por uno u otro género sería sexista y me mantendré abierto a ambas posibilidadades.
  • Y por último… el autor es un ñoñazo. Repito: ¿quién usa mil pesos para hacer tareas?

Con este perfil puedo comenzar a analizar a los sospechosos. No hay muchos:

Hay un vecino – vive justo al otro lado de mi pared. Menor de treinta. Posible estudiante. Le da de comer a los pajaritos por la mañana, lanzando alpiste por su ventana.

También, los fines de semana por la mañana hay una especie de conferencia de otakus – hombres y mujeres jovenes, menores de 25 años, ñoñazos que estudian el idioma y la cultura japonesa – a menos de 15 metros de mi ventana.

Creo que tenemos un caso aquí.

Quiero encontrar a mi ñoño. Y es “mío” porque me adoptó como mecenas para sufragar sus estudios. A la mejor le regale un libro. O no sé. Quizá una plática constructiva sobre la ética y la educación con valores. O tal vez una charla sobre querer estafar a gente que tiene una serie de habilidades concretas…  

Veremos.

 

 

 

 

Categorías: Retórica de lo Trivial | 2 comentarios

Navegador de artículos

2 pensamientos en “La tarjeta clonada…

  1. SU blog está mucho mejor ahora jajajaja

    Saludos académicos

    MN

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Lo que me robó el Covid

Memoria colectiva

Prefiero quedarme en casa

Un blog sobre lo que me gusta escribir

quebexicano

se impuso el español como manera de no morir del francés

Harry Blogger

Ideas originales y recomendaciones literarias de una niña a la que le gusta la magia de la lectura

InBLOGnito

on the internet, nobody knows you're a blog

Discover

A daily selection of the best content published on WordPress, collected for you by humans who love to read.

Entramado de sentimientos

Relatos, cuentos, historias y libros escritos por Anne Kayve

La juerga posmoderna

Espejeando ideas

Yayografías

De aquí y de allá, de todo el mundo.

Complícate la vida y tendrás algo que escribir

Dónde no todo es válido, pero real

CaballeroDentalMx

Sitio web de Caballero Dental

Caballero Dental

Venta de Instrumental dental japonés.

LA EXPERIENCIA DE LA LIBERTAD

GACETA DE LITERATURA | MÉXICO | AÑO 1 | PRIMERA ÉPOCA | MARZO 2020

Polisemia Revista cultural

En cada edición proponemos una palabra para indagar sus posibles significados desde distintas áreas.

Bibliofagia

Reseñas y comentarios de libros

Deep Funk

Relatos Pulp, Física, Meteorología y Música

A %d blogueros les gusta esto: